Comparte tu contenido de valor

La creación de contenido de valor, debe ir siempre enfocado en ayudar a tu audiencia, y así como pensaste en ella para crearlo debes pensar en ella a la hora de distribuirlo.

Comparte tu contenido de valor en los canales que sean relevantes para tu audiencia, donde lo puedan encontrar, hablar de él, compartirlo y referenciarlo como un contenido útil para dar solución a sus problemas.

En este artículo te contamos cómo compartir tu contenido de valor, y qué canales debes considerar para esa entrega por medio de un ejemplo.

Cómo compartir el contenido de valor

Una mujer se va a casar, y busca en internet productos de maquillaje para crear el look perfecto para su boda.

Para el ejemplo, somos una empresa que distribuye maquillaje, y nos hemos enfocados en el sector de bodas así que hemos creado un artículo en nuestro blog sobre qué maquillaje debe usar una novia.

Hemos definido el contexto para el cual creamos ese artículo, que es dar a conocer los productos que vendemos en nuestro comercio electrónico de maquillaje. Pero también hemos definido la intención, que es educar a nuestra audiencia no sólo sobre qué maquillaje debe usar la novia, sino cómo debe usarlo.

[Quizá te interese ¿qué es contenido de valor y cómo se crea?]

Entonces hemos creado un contenido de valor pero ¿cómo hacemos para que esta novia nos encuentre? Para compartir el contenido debemos tener estrategias de marketing claras que busquen siempre sacar el mayor provecho del contenido que hemos creado.

Con estos 4 pasos podrás crear una estrategia de marketing de contenidos ganadora:

Define a tu buyer persona

Como nuestra empresa es de cosméticos enfocados a bodas, hemos definido que nuestro buyer persona es Ana, una joven de 30 años, economista que trabaja en uno de los bancos más reconocidos del sector, y que desde hace un mes está comprometida y espera casarse en 8 meses, a partir de la fecha.

Ana es gomosa de las redes sociales, y le encanta consumir diferentes tipos de contenidos, desde lecturas largas, hasta videos.

En este momento su mayor dificultad es organizar todo para su boda, tener información confiable y poder encontrar proveedores de confianza en un solo lugar, que sean puntuales y que entiendan lo que ella realmente quiere.

[Quizá te puede interesar ¿cómo conocer a tu buyer persona?]

Elige tus canales de distribución de contenidos

Como sabemos que Ana es gomosa de las redes sociales, y le encanta consumir diferentes tipos de contenidos desde lecturas largas, hasta videos, y que además tienen 30 años, podemos establecer unos canales en los que se nos hará más fácil llegarle a Ana. Por ejemplo: YouTube, Facebook e Instagram.

Encuentra las palabras claves de tu negocio

Para crear nuestro contenido encontramos que las personas como Ana, buscan: cómo elegir el maquillaje de novia, cómo se hace un maquillaje de novia, tipos de maquillaje de novia, maquillaje de novia natural.

Mide, mide, mide

Antes de estar al aire, debemos establecer unos KPIs que nos permitan medir el impacto que está teniendo el tipo de contenido que hemos creado, porque lo que no se mide no se mejora.

Qué canales usar

Como sabemos que Ana pasa su tiempo en redes sociales, que le gusta leer contenidos largos y también ver videos, podemos pensar en adaptar el contenido de valor que hemos creado tipo post de blog en pequeñas píldoras que vamos a compartir en redes sociales, para llegar más fácil a Ana.

También vamos a enfocarnos en campañas en redes sociales, donde usemos las palabras claves para crear el contenido y responder las preguntas de Ana. Además hemos creado un YouTube live, en el que le contaremos cómo usar los productos que vendemos en nuestro comercio electrónico, y además podemos ofrecerle un descuento en caso de que decida comprarnos, un beneficio extra por confiar en nosotros.

Conclusiones

Tener una estrategia puesta en marcha para compartir tus contenidos es clave para generar mayor visibilidad de tu empresa, conectar mejor con tu audiencia y te ayuda a ser posicionado positivamente en buscadores como Google.

Esta estrategia debe tener siempre como foco principal la persona para la cual hemos creado el contenido, porque a partir de ahí es que los canales de distribución, el formato y los presupuestos (en caso de optar por publicidad paga) se definen.

¿Y tú qué haces para compartir contenido de valor? Te leemos.